Seguinos

Apasionados

El gol que se gritó del cielo

El gol que se gritó del cielo

La emocionante historia detrás del festejo del gol que Tomás Blanco marcó el pasado fin de semana para Central ante Sportivo Norte, con una dedicatoria mas que especial.

«Desde pendejo yo te vengo a ver»… «desde el cielo te voy a alentar»… De las mas lindas letras que desde los tablones se han entonado para este deporte popular y universal por excelencia, se pueden rescatar algunas de estas frases para armar una hermosa historia.

El pasado domingo, Central Córdoba venció 3 a 0 a Sportivo Norte en un partido crucial para clasificar a la próxima ronda del Provincial 2020 y, más alla de los festejos, mas allá de algunos disturbios que se produjeron; siempre es bueno encontras detalles, historias y aristas desconocidas; y más lindo es aún revelarlas y contarlas para poder brindar un ejemplo de pasión infinita, como el que sigue a continuación:

El segundo gol de Central Córdoba lo anotó el joven lateral volante izquierdo Tomás Blanco, quien está cumpliendo su segunda temporada defendiendo la camiseta del arroyo.

Al momento del festejo del gol, una de nuestras colaboradoras, Paola Silvetti pudo captar con su cámara un momento justo en el que «Tomi» dedica su gol al cielo, y allí la curiosidad nos llevó a conocer la historia: Tomi le dedicaba su gol a Ladislao Maritano.

Poniendo las cosas en contexto, «Lao» Maritano un jóven que hoy tendría poco mas de 30 años, falleció a finales de mayo de 2015 en un siniestro vial. Él, en su rol de árbitro de Hockey, viajaba junto a 4 integrantes de Ranqueles hacia la localidad de Rufino por Ruta Nacional 7, y un impacto le arrebató la vida a él y a las jugadoras Micaela Irouleguy y Eri Vélez; generando lesiones también sobre Facundo Oyhanarte y Ricardo Quaglia, los entrenadores, quienes milagrosamente sobrevivieron. Fue una jornada negra para el deporte y la juventud de nuestra ciudad, que aún está en busca de justicia.

JUSTICIA PARA LAO, MIKA, ERI, FACU Y RIKI

El vínculo: la redonda

Tomi nos cuenta que él se crió a la par de la familia Maritano, y con Lao tenían un vínculo muy especial por el amor al fútbol. Tal es así, que Lao lo llevaba siempre a entrenar a Huracán (tomi apenas comenzaba sus primeros pasitos en cancha grande), e incluso ingresaban juntos a la cancha para saludar al público, y también posar para la foto del equipo antes del comienzo del encuentro. Cuando Tomás cumplió 18 años (hoy tiene 21), Claudia Rojas (mamá de Lao) le obsequió un elemento con un fuerte simbolismo: el botinero que usaba Ladislao. A no olvidar este detalle mas adelante.

El famoso botinero

Cuando la magia sucede

El pasado domingo, Miguel Maritano y Claudia (Padres de Lao), estuvieron de visita en la casa de Tomi y fueron con los mejores augurios: «El domingo fueron Miguel y Claudia a casa. Miguel me dijo que me iba a ir bien, que Lao me iba a iluminar y así fue, convertí y por eso agradecí», explica tomi.

El momento exacto de la dedicatoria, captado por Pao Silvetti

Ante el mensaje de Miguel, y como la vida nos da señales a cada instante, tomi decidió llevar el botinero que era de Lao, y que muy pocas veces utiliza (para evitarle el desgaste). En ese momento, el deseo se transformaba en convencimiento y las energías empujaron a todo lo que vino después.

Como dijimos, el pibe Blanco marcó el segundo tanto de la goleada 3 a 0; miró al cielo y agradeció, ese día no podía ser de otra forma. El vínculo, la pasión y el amor por la redonda se fortalecieron mas que nunca. El domingo Lao acompañó a tomi otra vez desde el otro lado del alambrado, como cuando hace mas de 10 años lo iba a ver en Sub 11 y le tiraba las orejas cuando cometía algunos errores.

casi 10 años después, en esa misma cancha, volvieron a festejar juntos.

El fútbol debiera ser siempre esto, mas que un conflicto, mas que un negocio. El fútbol es mas que un simple deporte, porque se comparten cosas que se terminan inmortalizando y que nunca te podes olvidar…

Mas postales del gol al cielo. (PH: Pao Silvetti)

«Desde pendejo yo te sigo siempre a todos lados… en las buenas y en las malas, no importa el rival. Las amarguras y tristezas que sufrimos quedaron de lado… pero la vuelta del domingo no me la olvido mas… a vos te sigo aunque vos vayas bien, a vos te sigo aunque vos vayas mal .. de la cabeza yo te sigo siempre a donde vas». (Fragmento canción de cancha)

Foto Portada: Pao Silvetti

Más sobre Apasionados

PUBLICIDAD